social selling

Aprende a integrar el social selling en tu plan de marketing digital

Escrito por María Santoyo el . Posteado en Redes Sociales

Aprende a integrar el social selling en tu plan de marketing digital
Vota este post

social-selling-content-marketing

Las técnicas de ventas han evolucionado conforme avanza el tiempo y la tecnología. Por eso, aprende a integrar el social selling en tu plan de marketing digital con www.posicionamiento-web-salamanca.com. Las redes sociales han llegado para humanizar el proceso de compra venta en un mundo donde cada vez el cliente va ganando protagonismo.

¿Qué es el social selling?

Todos los métodos empleados usando las redes sociales para concretar una venta se les conoce como social selling. Las técnicas utilizadas se enfocan en hacer del proceso de compra un procedimiento socializado. El vendedor o marca ve al cliente como una persona social que consulta a su círculo de conocidos antes de comprar un bien tangible o intangible.

Observar este comportamiento por parte de los consumidores causó ajustes en las ventas. Las marcas han decido usar las redes sociales para obtener información del público al que se dirigen. Y así optimizar el servicio de atención al cliente.

Las funciones de las redes sociales han mostrado ser tan útiles que las empresas y los particulares le sacan provecho para asuntos impensables. Anteriormente, limitábamos el uso de estos canales en la divulgación de la información de un producto. Pero, después se empezó a atender a la clientela por estos medios.

Ahora, el ciclo de ventas ha evolucionado al darle un verdadero valor a la condición humana del público. De manera que las redes sociales son herramientas activas en la etapa de venta.

Social-Selling

Social selling, no venta

El social selling no busca vender, a pesar de ser una técnica de comercialización. Su principal fin es conocer a los consumidores del mercado al que corresponde el servicio o bien que ofrece la empresa. Persigue el interés de encontrar oportunidades y establecer lazos relacionales con esas personas.

Si bien el término social selling es bastante nuevo, la verdad es que la práctica no lo es. Los vendedores tradicionales establecen cercanía con su cliente al encontrar nexos comunes en objetos. La observación es clave en este encuentro.  Por ejemplo, si el comerciante observa una fotografía de un lugar que él también visitó, toma esta “coincidencia” para tornar la conversación más amistosa.

De la misma manera sucede con el social selling en las redes sociales. Solo que acá la cercanía la estableces al estar atento a lo que tu audiencia habla. Es conectar con la contraparte, entenderla, conocerla y fidelizar su interés por tu marca, sin que le vendas.

Podríamos decir que el social selling es el engagement que tu audiencia recibe de tu parte. ¿De qué manera? Leyendo y respondiendo los comentarios, creando promociones de gran interés para tu target, provocando emociones y conociendo también a tu competencia.

Lo que debes hacer antes de activar tu plan de social selling

La reputación online es fundamental antes de empezar a poner en práctica cualquier estrategia específica de marketing digital. Así que antes de activar tu plan de social selling debes trabajar es los siguientes aspectos.

Noticia relacionada  Anatomía del storytelling: Cómo contar una historia de manera creativa

Consolidar tu marca

Lo primero que se debe tomar en cuenta antes de hacer social selling es la imagen que tiene tu marca. Las empresas deben tener un perfil intachable en las redes sociales. Tal y como lo hace un vendedor, que se viste de la mejor manera para causar buena impresión a sus clientes.

Nombre, colores, formas, biografía y contenido congruente con el servicio. Además, el perfil de la marca debe estar optimizado de acuerdo con la red social donde está visible. Además, es importante tener una web optimizada, con diseño web Salamanca podrás tener un sitio cuyo estilo sea acorde con la imagen de tu marca.

Definir tu público y competencia

Establecer tu nicho de mercado te permitirá saber en quiénes te enfocarás para conseguir mejores resultados para tu negocio. Debes saber cuáles son los rasgos característicos de tus posibles compradores y clientes potenciales.

Así podrás enfocarte en encontrar y fomentar relaciones valiosas para tu negocio. Segmenta tu público y hazle un seguimiento para que conozcas sus intereses, lo que quieren y qué es lo que esperan de tu industria.

 Usar herramientas para ventas sociales

Ya decíamos al comienzo del post que el social selling se trata de los métodos que empleamos en las redes sociales para crear relaciones sólidas con prospectos. Por lo que el uso de herramientas de gestión de redes sociales te permitirán “escuchar” lo que los usuarios dicen del rubro al que pertenece tu servicio o producto. Esto te permitirá, además, identificar quiénes cumplen con los rasgos de tus compradores potenciales.

Ser proactivo

Ser un buen conversador y tomar la iniciativa para empezar un diálogo en redes sociales es apremiante. Para que sea efectiva la comunicación con tus seguidores, diseña un plan de marketing de contenidos.

Para ello debes crear una estrategia, con horario de publicación, buenos métodos de interacción, calendario de publicaciones, etc. Olvídate de los robots.

La comunicación automatizada no tiene lugar en el social selling.

Trabajar con influencers

Trabajar con un influyente en tu área de mercado es fundamental para integrar una campaña de influencers a tu estrategia de social selling. Así acelerarás el proceso de credibilidad de tu marca a la vez que alcanzas a aquellos quienes no se decidían por seguirte.

El propósito de integrar a esta celebridad de tu rubro es crear más interacción. A mayor reacción más información. Así que sácale provecho a los comentarios que hace tu audiencia durante la campaña.

social-selling-en-proceso-de-venta-online

Integra el social selling en tu plan de marketing digital

El social selling funciona al poner en práctica estas tres acciones:

  1. Indagar: La investigación de mercado incluye tanto a la competencia como a los consumidores. Observar constantemente los movimientos de las empresas similares a la tuya, así como lo que más engagement genera en tu audiencia es fundamental.
  2. Relacionar: Detrás de un cliente potencial puede haber muchos más, con su mismo perfil, que pudieran estar interesados en tu marca. Basado en la información que obtengas, muéstrate real, amigable, cercano y valioso. El aporte constante de contenido útil es indispensable para que te consolides como un líder en el mercado y entre los stakeholders de tu organización.
  3. Comunicar: La comunicación es la base de las relaciones humanas. Así que de nada sirve en invertir en imagen de marca, campañas con influencer, tener siempre en la mira a la competencia, si no sabes comunicar efectivamente. Ser un especialista en la industria para que otros te consulten es el objetivo. Los compradores son cada vez más activos y buscan marcas, las analizan y comparan para determinar cuál es la mejor. Por lo que contar con un guía especializado en el rubro le reducirá el tiempo de decisión de la operación.
Noticia relacionada  Aprende a crear un manual de estilo para tu blog - Parte II

Contenidos para hacer social selling

El social selling no se trata de un recurso de venta directa, pero puede resultar en una venta al cabo de un tiempo. Esta técnica es parte del marketing de contenidos, pues busca aportar información valiosa acerca de un tema para un público determinado. De esta manera es como se crea el interés por adquirir lo que ofrece la marca.

El monitoreo constante de la audiencia objetivo te facilitará anticiparte a sus dudas y requerimientos sobre tu servicio o bien tangible. Esto, además, deja que le respondas oportunamente. A la vez que te conviertes en un consultor especializado que brinda información interesante justo a tiempo.

De alguna manera esta inmediatez le dirá a tu clientela que eres quien atiende sus inquietudes, lo cual puede ser positivo para acelerar el proceso de venta. Esto será eficaz siempre que lo hagas discretamente.

negocios-social-selling

Tipo de contenido para hacer social selling

Empecemos por el contenido rey de las plataformas digitales, el vídeo. Los audiovisuales lideran el engagement, lo dicen los blogs especializados en marketing, las grandes empresas, las estadísticas, el mismo YouTube.

Lo mejor es que no tienes por qué tener un diplomado en fotografía o una cámara profesional de última generación. Con un conocimiento básico de las artes audiovisuales junto a tu teléfono móvil es suficiente para que compartas videos sobre asuntos que interesen a los usuarios.

Por ejemplo, si eres una panadería, puedes mostrar cómo preparar unos canapés dulces, o si eres una tienda de calzado muestra cómo es la manera correcta de elegir unos zapatos.

El segundo tipo de contenido que favorece la aplicación del social selling son las infografías. La combinación texto-imagen atrae mucho a la gente. Además, que muestra de forma resumida y divertida una información importante. Esta herramienta facilita la comprensión sobre un tema que te interesa que tu audiencia sepa.

Y, por último, la transmisión en vivo le encanta al público ya que le permite “estar” en tiempo real en el lugar donde estés realizando algún evento. Aparte que el material en bruto hace sentir cercana la marca.

¿Quieres integrar el social selling a tu plan de marketing digital? Puedes pedir presupuesto para que recibas una asesoría personalizada.

que-es-el-social-selling
Fuente infografía

Etiquetas:,

Leer entrada anterior
errores blog
10 malas prácticas que arruinan un blog #infografía

¿Tienes un blog que no está funcionando? Puede ser que tú mismo lo estés saboteando con alguna de estas 10...

Cerrar